Poder y Gobierno

EN MÉXICO, MILES DE TRABAJADORES CIERRA HOSPITALES Y CENTROS DE SALUD PARA EXIGIR PAGO

  • El cierre de los nosocomios empezó en el primer minuto de este 21 de septiembre.

MÉXICO.- Miles de médicos, enfermeras y administrativos que demandan el pago de un fondo económico escalaron el nivel de sus protestas y este martes cerrando 14 hospitales, 10 generales y cuatro básicos comunitarios; sólo atienden a enfermos de gravedad, entre ellos a los de Covid-19.

El cierre de los nosocomios empezó en el primer minuto de este 21 de septiembre porque 5,000 trabajadores siguen sin recibir el pago de 17, 500 pesos del el Fondo del Estado de Guerrero de Ahorro Capitalizable (FEGAC).

El FEGAC es un fondo económico en donde cada año se reúne una bolsa de recursos con aportaciones de los trabajadores y los gobiernos federal y estatal.

Manuel Ramos García, médico del Hospital General Raymundo Abarca Alarcón de Chilpancingo, dijo que en este nosocomio dejaron de atender a diario a unas 400 personas que acuden a consulta médica.

El médico que también forma parte del Comité Ejecutivo de la Sección 36 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Salud (SNTS), precisó en ese hospital son 200 trabajadores a quienes no les han pagado.

“Somos un total de 5,000 trabajadores que no nos han pagado este fondo, además de que estamos luchando porque se nos regresen las 21 prestaciones sociales del ISSSTE que nos quitaron, porque desde el 2008 el gobierno estatal tiene un adeudo de mil 600 millones de pesos a este Instituto de Seguridad Social”, expresó.

Los hospitales generales que fueron cerrados a las consultas médicas están en, Acapulco (2), Zihuatanejo, Ayutla de los Libres, Ometepec, Chilpancingo, Iguala, Coyuca de Catalán, Tlapa y Taxco de Alarcón.

En cuanto a los hospitales básicos comunitarios están ubicados en los municipios de Huamuxtitlán, Tixtla, Filo de Caballos (localidad que pertenece al municipio de Leonardo Bravo) y Tlacoapa.

Ramos García mencionó que en el Hospital General de Chilpancingo se batalla mucho por la falta de medicamentos. Dijo que desde ayer en la noche se les avisó a los familiares que tienen un paciente en el hospital que iniciarían un paro de labores y que, aseguró, ellos les dijeron que estaban de acuerdo con su movimiento.

“A los pacientes que están aquí se les está atendiendo de manera normal y solamente admitimos de nuevo ingreso los que tengan una enfermedad grave, como un herido de bala y que tenga Covid”, expresó.

La dirigente estatal de la Sección 36 del SNTS, Beatriz Vélez Núñez, informó lo siguiente: “Tuvimos una reunión con el gobernador y nos dijo que entre su gobierno y las cuotas del Sindicato se pudo reunir una bolsa de 39 millones de pesos y con ese recurso apenas se podrá pagar el fondo a una primera parte de trabajadores formalizados, quedando pendiente una segunda y tercera parte de compañeros para que reciban este beneficio”.

Pero aclaró que el cierre de los hospitales y los centros de salud van a continuar hasta que se les pague a todos.

Vélez Núñez afirmó que el asunto del pago del FEGAC se va a solucionar cuando el Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) pague su aportación de 85 millones de pesos.

Se calcula que la Secretaría de Salud estatal tiene una plantilla de 21,000 trabajadores, de los cuáles unos son de la Federación; a los únicos que se les debe el FEGAC es a los 5,000 formalizados.

“Vamos a seguir en la lucha hasta que se les pague a todos nuestros compañeros”, dijo la líder sindical.

El dirigente del Sindicato Independiente Democrático de la Secretaría de Salud, Hilario Zúñiga Escamilla, denunció que los trabajadores que dirige Vélez Núñez los golpearon y desalojaron de la entrada de las oficinas centrales de esta dependencia, ubicada al sur de Chilpancingo.

“Esta agresión fue luego de que los médicos y enfermeras terminaron su marcha en las oficinas de la Secretaría de Salud, en donde nosotros estábamos en plantón exigiendo también el pago del FEGAC y otras demandas, entre ellas que a la Secretaría de Salud se le realice una auditoría”, expresó.

Siguió: “Es evidente que Beatriz Vélez Núñez pretende desviar la atención con este movimiento por el pago del FEGAC para proteger al gobierno estatal saliente de toda la corrupción que han incurrido en estos casi seis años”.

En varios videos que circularon en las redes sociales se ve como el grupo de Vélez Núñez se enfrentan con los trabajadores que encabeza Zúñiga Escamilla que desde hace una semana permanecían en plantón fuera de las oficinas de esta Secretaría.

AMAPOLA PERIODISMO

error: Content is protected !!